None

La Historia del Velo

Un Helado Sobresalto

Al inicio del invierno los dueños de un complejo de cabañas tomaron la decisión de cerrar temporalmente el lugar hasta que el mal clima pasara, porque la demanda era muy baja. Para aprovechar el tiempo de clausura contrataron a una persona que vigilara el lugar mientras tomaban unas cortas vacaciones. Un hombre llamado Roberto obtuvo el trabajo, cuyas responsabilidades incluían asear el lugar y mantener alejados a los ladrones.

Después de recorrer todas las instalaciones y conocer el funcionamiento de las distintas áreas Roberto se quedó solo, cosa que no le importó mucho; estar en un lugar tan bello y tranquilo durante dos semanas sería una experiencia relajante.

La primera tarde un frío tormentoso cubrió el lugar, así que Roberto aprovechó el tiempo para cortar leña y encender la chimenea. Durante la noche todo transcurría con normalidad y él se encontraba disfrutando del calor del fuego y un café, contemplando a través de una ventana el paisaje conformado por enormes árboles.

Repentinamente un obscuro velo comenzó a moverse entre los árboles con dirección a la cabaña. Roberto se sobresaltó pero decidió culpar a su imaginación, cerró la ventana y regresó a su asiento; sin embargo, dentro de la cabaña las luces empezaron a oscurecerse. El vigía caminó hacia el pasillo y mientras lo hacía pudo ver que el velo ahora estaba adentro, flotando, proyectando sombras al pasar frente a los focos.

Se dio cuenta de que no era sólo un velo sino todo un vestido de mujer, aterrorizado, Roberto retrocedió lentamente, tomó las llaves de su auto cuidando no hacer ningún ruido y escapó, alejándose de las cabañas a toda velocidad. Cuando llegó a la ciudad se comunicó con los dueños y les relató lo sucedido, indicando que no regresaría sin compañía.

En las semanas siguientes, obsesionado con encontrar una explicación, investigó al respecto y encontró un periódico que mencionaba un accidente muy cerca de las cabañas. La nota hablaba de una mujer que falleció junto a su novio cuando su auto se descontroló y se desplomaron por una barranca. Al ver la fotografía de la pareja Roberto sintió el peor escalofrío de su vida… reconoció el vestido de la chica como el mismo que había visto flotar frente a él días antes.

Actualmente se dice que el espíritu se sigue manifestando ante quienes deciden aventurarse a este lugar.

Leyendas de Aguascalientes

Aprende más sobre las Leyendas de Aguascalientes.

Audiospot

Compartir página

Más sobre Aguascalientes

Más Leyendas

¡Te queremos con nosotros!

Suscríbete a nuestro newsletter y acompáñanos a descubrir México